Más Noticias

Un temporal azotó a la provincia y dejó miles de hogares sin luz

En Capital, la zona más afectada fue el microcentro y por suerte sólo se registraron daños materiales sin heridos. Las localidades del interior también sufrieron las condiciones climáticas y varios barrios y ciudades quedaron sin energía eléctrica.


  •  EN EL PARQUE MITRE CAYERON CUATRO ÁRBOLES QUE FUERON ARRANCADOS DE RAÍZ.
  •  LA COMUNA TRABAJÓ TODO EL DÍA PARA DESPEJAR LOS RESTOS DE LAS CALLES.
  •  EN EL INTERIOR, DECENAS DE POSTES SE PRECIPITARON AL SUELO.
  •  MBURUCUYÁ REGISTRÓ UN PANORAMA IDÉNTICO A CAPITAL.

Una tormenta afectó a toda la provincia ayer a la mañana y ocasionó un sinnúmero de inconvenientes: árboles caídos, barrios sin luz, rotura de vidrios, voladura de chapas y carteles, entre tantos otros.
Afortunadamente, no hubo heridos ni personas evacuadas. Sólo hubo que lamentar pérdidas materiales por cuantiosas sumas de dinero.
El temporal llegó a la ciudad de Corrientes luego de las 8:30 y se mantuvo hasta las 10. Según el Instituto Correntino del Agua y del Ambiente (ICAA) se registraron 9 milímetros de agua caída, una cantidad insignificante en comparación con las ráfagas de viento que llegaron a los 61 kilómetros por hora y fueron las que más daño ocasionaron.
En la zona céntrica se evidenció el paso de la tormenta en la plaza Vera con una gran cantidad de ramas caídas y carteles desprendidos de negocios por la peatonal Junín.
La peor parte se la llevó un reconocido hotel ubicado entre el pasaje Agustín González y San Juan. Una vidriera que da a la calle fue alcanzada por parte de un árbol que se precipitó sobre el frente y destruyó por completo el living de recepción.
El techo y tinglado de la cancha de fútbol 5 de la Sociedad Italiana, ubicada sobre Pellegrini 1133, se derrumbó por completo. Y, a pocos metros de allí, el vidrio que da hacia la planta baja del Poder Judicial, situado en la esquina de 9 de Julio y San Juan, estalló por la presión del viento.
El subsecretario de Gestión Integral de Riesgos y Catástrofes, José Pedro Ruiz, aseguró a época que las zonas más afectadas fueron el microcentro y el parque Mitre. “La tormenta echó abajo los árboles más añejos de la ciudad. En el parque Mitre se precipitaron al suelo un total de cuatro ejemplares”, detalló.
Los barrios de la ciudad también registraron algunas voladuras de chapas y caída de árboles. Sin embargo fue en menor medida que en las calles del centro. El problema principal fue el corte del servicio de energía eléctrica.

DESTA6


Los distritos más afectados fueron Berón de Astrada, Alta Gracia, Ponce, Doctor Montaña, Independencia, Ongay y Quintana.
La Costanera Sur fue otro de los sectores perjudicados por las fuertes ráfagas. Desde las primeras horas de la mañana se prohibió el acceso a las playas.
Además, las estructuras de uno de los paradores se destruyó por completo. Vale recordar que se pensaba en habitarlos antes de fin de año.
Agentes de la Secretaría de Ambiente del Municipio trabajaron en el parque Mitre, Costanera, en calle San Juan, San Luis, Gutenberg, General Paz y plaza La Cruz a raíz de árboles caídos. Operarios con máquinas se abocaron todo el día a despejar las calles por la gran cantidad de ramas.
Cerca de la ciudad de Corrientes, los problemas se replicaron en Riachuelo y Paso de la Patria.
El panorama de árboles y postes caídos se repitió en las calles de Riachuelo, donde tampoco había luz hasta el cierre de esta edición, según informaron vecinos de la zona a este matutino.
En la villa turística, el árbol de Navidad de ocho metros hecho con materiales reciclados, ubicado en Punta Mire a escasos metros de la playa Palícano, fue derribado por el viento.

Localidades sin luz en el interior

EN LA CRUZ, LOS VIENTOS DEJARON SIN TECHO A UNA EFA.

EN LA CRUZ, LOS VIENTOS DEJARON SIN TECHO A UNA EFA.


Las consecuencias de la tormenta se extendieron por distintas localidades del Centro y Sur de la provincia. La caída de árboles sobre tendidos de baja y media tensión fueron los principales inconvenientes. También hubo descargas eléctricas sobre aisladores.
La Dirección Provincial de Energía de Corrientes (DPEC) precisó que los cortes de luz se produjeron en Sauce, Mburucuyá, Paso de Los Libres, Yapeyú, San Miguel, Caá Catí, Santo Tomé, Alvear, Monte Caseros, Mocoretá, Saladas, Santa Rosa y Mercedes.
Goya, la segunda ciudad más importante de la provincia, no fue ajena a las condiciones climáticas. El pluviómetro de la estación de Bomberos Voluntarios marcó 85 milímetros de agua caída. Por momentos, algunas calles se volvieron intransitables, pero el líquido escurrió rápidamente.
La tormenta no sólo afectó a Corrientes, sino que el panorama se replicó en Resistencia (Chaco), Concordia y Paraná (Entre Ríos), Santa Fe y Formosa.
El Servicio Meteorológico Nacional determinó ayer a la tarde el cese de alerta para Chaco y Corrientes. Para el inicio de la semana se espera mejores condiciones climáticas y algunos chaparrones aislados.
Las altas temperaturas, superiores a los 35ºC, volverán cerca del fin de semana.

Comentarios


Noticias Relacionadas
Más de esta categoría

Diario Época

Comentar con tu cuenta de Facebook

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *