Noticias Itateñas

Los obispos correntinos realizarán la consagración y súplica a la Virgen de Itatí por el fin de la pandemia

El próximo domingo 3 de mayo, Solemnidad de la Santísima Cruz de los Milagros, los obispos de Corrientes, Goya y Santo Tomé, acompañados por todo el pueblo correntino, harán la consagración y súplica a la Patrona y Protectora de la Provincia, la Tierna Madre de Itatí.
Según lo informado por el Arzobispado de Corrientes, esta plegaria será elevada a la Virgen por “el fin de la pandemia del coronavirus y el mal del dengue; y para que Ella proteja a todos los que prestan servicios a la comunidad, sostenga la fe y la esperanza de nuestros enfermos y consuele a sus familiares”.
En Corrientes, el arzobispo, monseñor Andrés Stanovnik, realizará la consagración durante la Santa Misa que presidirá a las 16.00, en el Santuario de la Santísima Cruz de los Milagros.
De esta manera, los Pastores elevarán juntos esta plegaria, unidos a todo el pueblo correntino en el amor entrañable que tiene por María de Itatí, pidiéndole que atienda sus necesidades que Ella conoce mejor que nadie, como señala su oración.
Durante la celebración del centenario de la proclamación de la Virgen de Itatí como “patrona y protectora de la diócesis”, monseñor Stanovnik explicaba que: “Consagrar quiere decir dedicar algo total y exclusivamente para un determinado fin. Dios Padre se entregó totalmente por amor a nosotros en su Hijo Jesucristo. En este sentido, podríamos decir, que Jesús se “consagró” enteramente por nosotros, hasta el extremo de dar la vida. Así, vemos que el acto de consagrar es un acto de amor. La consagración se comprende solamente en la lógica del amor. Por eso, decimos que realizamos esta consagración ante la Cruz de los Milagros, porque en ella vemos el signo más claro del Amor que Dios nos tiene. Nuestra consagración es así una respuesta de amor al Amor de Dios, que se nos reveló en Jesucristo. La Virgen Madre fue el camino más corto que eligió Jesús para llegar hasta nosotros y revelarnos su amor. También para nosotros, ella es el camino más corto para que podamos llegar a Jesús y expresarle a él nuestro amor. Por eso, hoy hemos venido aquí como peregrinos para responder al amor de Cristo que se hizo peregrino por amor a nosotros. Y en María de Itatí, junto a la Cruz, encontramos el lugar más significativo y bello, para consagrarle nuestro Centenario”.
Es por ello, el domingo y ante la Cruz de los Milagros se realizará este acto de consagración y súplica a María, la mediadora llena de gracia que acerca a los fieles a su Hijo, quien es “Camino, Verdad y Vida”.
Comentar con tu cuenta de Facebook

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.